Las Cosas Presentes o Las que Son: Mensaje a la Iglesia Pérgamo II

Mensaje a la Iglesia Pérgamo

(199) Las Cosas Presentes o Las que Son: Mensaje a la Iglesia Pérgamo (g)

Leer Versículos aquí

Escribe al ángel de la Iglesia de Pérgamo: Esto dice el que tiene la espada de dos filos. (Apocalipsis 2:12 NVI)

Reflexión
Vimos una breve reseña histórica de Pérgamo, ciudad que practicaba la apostasía, cual se desarrollará más adelante. Hoy pasaremos a otro fragmento, para meditación: ‘La espada aguda de dos filos’: La espada aguda en este caso es probablemente una referencia a una larga espada tracia, que simboliza el juicio divino; pero, también es la Palabra de Dios. En este contexto he aquí una referencia bíblica sobre la espada, donde Pablo diserta sobre la armadura de Dios: “Tomen el casco de la salvación y la espada del Espíritu, que es la Palabra de Dios” (Efesios 6:17)

(200) Las Cosas Presentes o Las que Son: Mensaje a la Iglesia Pérgamo (h)
Escribe esto al ángel de la Iglesia de Pérgamo: Así habla el que tiene la espada aguda de doble filo. (Apocalipsis 2:12 BLAT)

Reflexión
Siguiendo con la meditación sobre: ‘la espada dos filos’; se confirma que se refiere a la Palabra de Dios y juicio inherente, de acuerdo a estos pasajes: “Llevaba puesta una túnica bañada de sangre, y su título era. De su boca salía una espada aguda para derribar a las naciones” (Apocalipsis 19:13-14). Indiscutiblemente, el texto se refiere a Cristo; y, como Él, es la Palabra de Dios, la espada que sale de su boca, es la Palabra; arma, con que destruirá al ejército de la Bestia (gobernante mundial) y derribará a las naciones del mundo.

(201) Las Cosas Presentes o Las que Son: Mensaje a la Iglesia Pérgamo (i)

Escribe al ángel de la iglesia en Pérgamo: El que tiene la espada aguda de dos filos, dice esto: Yo sé dónde moras. (Apocalipsis 2:12-13 NBLH)

Reflexión
Conclusión sobre ‘la espada aguda de dos filos’: Esta espada es tan poderosa, que tiene vida y trabaja con eficacia; es decir: sana, liberta, restaura, consuela, y llega a lo profundo del corazón, capaz de conocer los pensamientos y las intenciones de tu ser; al respecto, el autor de Hebreos, en el (4:12), nos dice: “Porque la Palabra de Dios es viva y eficaz, y más cortante que toda espada de dos filos; y penetra hasta partir el alma y el espíritu (del ser humano), las coyunturas y los tuétanos, y discierne los pensamientos y las intenciones del corazón”.

(202) Las Cosas Presentes o Las que Son: Mensaje a la Iglesia Pérgamo (j)

El que tiene la espada aguda de dos filos dice esto: Yo conozco tus obras, y dónde moras, donde está el trono de Satanás; pero retienes mi nombre, y no has negado mi fe, ni aun en los días en que Antipas mi testigo fiel fue muerto entre vosotros donde mora Satanás. (Apocalipsis 2:12-13 RVR)

Reflexión
‘Yo sé dónde moras’: al meditar en este fragmento, veamos el orden de las cosas: El que tiene la espada de dos filos, dice: ‘Yo conozca tus obras y dónde moras’: con esta declaración, Cristo dice a la Iglesia de Pérgamo, que Él conoce todas las cosas: la condición del creyente, sus obras y donde vive; sus pensamientos e intenciones. El Señor nos dice, qué, nada tiene que ver el lugar donde moras, las circunstancias que transitas o su linaje; con confianza en Él, siempre podrás, guardar Su palabra, ser fiel y firme, como Su siervo Antipas, que moraba donde Satanás tiene su trono.

(203) Las Cosas Presentes o Las que Son: Mensaje a la Iglesia Pérgamo (k)

Yo conozco tus obras, y donde moras, donde está el trono de Satanás; pero retienes mi nombre, y no has negado Mí fe. (Apocalipsis 2:13 RVR)

Reflexión
Siguiendo con la meditación: ‘Yo sé dónde moras’, Cristo recuerda al creyente de todo tiempo, que en todo momento está al tanto de los hechos, situaciones o dificultades que está atravesando; porque Él, sigue en control. Te recuerda, que los detalles de tu vida tienen importancia para Él, por eso hasta tus cabellos son contados. Él permita las cosas, por muy descabellado que parezcan, porque necesita que tengas confianza, en Él. ‘Yo conozco tus obras’: Sé por lo que estás pasando. Las pruebas, son oportunidades, para fortalecer tu fe y firmeza en Él.

(204) Las Cosas Presentes o Las que Son: Mensaje a la Iglesia Pérgamo (l)

Sé dónde vives: Allí donde Satanás tiene su trono. Sin embargo, sigues fiel a mi nombre. No renegaste de tu fe en Mí, ni siquiera en los días en que Antipas, mi testigo fiel, sufrió la muerte en esa ciudad donde vive Satanás. (Apocalipsis 2:13 NVI)

Reflexión
En el pasaje, Jesús recuerda que sabe todo y lo permite, para nuestra edificación. Nos exhorta a mantener la fidelidad y firmeza, indistintamente de las pruebas o aflicciones, que hayamos que transitar, como el remanente en Pérgamo, que no renegó de su fe, en Él. Como ejemplo, cita a Su siervo Antipas, Su testigo fiel, que no negó Su nombre, aunque fue muerto de una manera horrenda. Antipas fue el primer mártir de Asia. Según la tradición murió asado lentamente en un caldero de bronce durante el reinado del emperador romano Domiciano (81-96 d.C.).

(205) Las Cosas Presentes o Las que Son: Mensaje a la Iglesia Pérgamo (m)

Pero tengo unas pocas cosas contra ti: que tienes ahí a los que retienen la doctrina de Balaam, que enseñaba a Balac a poner tropiezo ante los hijos de Israel, a comer de cosas sacrificadas a los ídolos, y a cometer fornicación. (Apocalipsis 2:14 RVR)

Reflexión
Cristo es claro en su Palabra. Aquí le dice al remanente fiel que no son disciplinados en el cuido de la doctrina sana al permitir que funcione doctrinas paralelas que no forman parte del Evangelio; o bien, son otro Evangelio, como apuntara Pablo a los Gálatas (1:6). Cristo aplica parte de su enseñanza a la Iglesia de Pérgamo: “un poco de levadura leuda toda la masa”; es decir, que, al tolerar otras doctrinas, corrían el peligro de corromperse espiritualmente, ser separados de Él y caer de la maravillosa gracia (Gálatas 5:4); la razón: ¡la misma de hoy, otro evangelio!

Sobre nosotros enabundancia

Aquí publicamos Estudios Bíblicos, Reflexiones Cristianas con el propósito de ayudar a toda la comunidad Cristiana para que juntos llevemos el mensaje de Dios a las naciones con más amplitud y efectividad el Evangelio del Reino.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*