Danos fervor, Señor

Santo Tomás Moro

Oh Señor, concédenos
una mente humilde, tranquila, apacible,
paciente y amorosa,
y el gusto de tu Espíritu Santo
en todos nuestros pensamientos,
palabras y obras.
Oh Señor,
danos una fe viva, una esperanza firme,
una caridad ferviente y amor por Ti.

Aparta de nosotros toda tibieza en la meditación
y toda pesadez al rezar.
Danos fervor y deleite cuando pensamos en Ti,
en tu gracia y en tu tierna compasión
hacia nosotros.
Danos, buen Señor,
la gracia de trabajar
por las cosas que te pedimos.

Tomado de: Equipo Teyocoyani. Al encuentro con Dios, Oraciones para la vida cristiana. Recopilación y Prólogo de José Argüello

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*