Aspectos de Interés después de la Muerte de Jesús V

Aspectos de Interés después de la Muerte de Jesús

Leer Versículos aquí

(30) Aspectos de Interés después de la Muerte de Jesús

Entonces Pilato mandó que se le diese el cuerpo. Y tomando José el cuerpo, lo envolvió en una sábana limpia y lo puso en su sepulcro nuevo en la peña. (Mateo 27: 58-59 RVR)

Meditación
La sábana ‘limpia’ fue una sábana nueva que compró José. La tumba era de su propiedad y estaba nueva, esto significa que no había sido usada antes. Así como en Su vida y ministerio, Jesús era extraordinario, de la misma manera ocurrió en su sepultura. Él debe tener la preeminencia en todo; es decir, lo primero o el primer lugar. El burro que montó nadie se había montado en él; la sábana era nueva, y sin duda alguna, la tumba. El Señor no tuvo propiedades, todo lo que ocupó antes y en su muerte fue prestado y devuelto. La evidencia está en la tumba vacía.

(31) Aspectos de Interés después de la Muerte de Jesús

Más tarde, José de Arimatea, quien había sido un discípulo secreto de Jesús (por temor a los líderes judíos), pidió permiso a Pilato para bajar el cuerpo de Jesús. Lo acompañó Nicodemo, el hombre que había ido a ver a Jesús de noche. (Juan 19:38-39 NTV)

Meditación
Al atardecer (antes de la puesta del sol, que significa el paso a otro día) Jesús fue bajado de la cruz por José de Arimatea con la ayuda de Nicodemo “quien vino trayendo un compuesto de mirra y de áloes, como de cien libras” (Juan 19:39). Estos dos discípulos (secretos) de Jesús, envolvieron el cuerpo del Señor en una sábana limpia con las especies aromáticas “según es costumbre sepultar entre los judíos” (Juan 19:40); luego, pusieron “el cuerpo en un sepulcro nuevo, después lo sellaron haciendo rodar una gran piedra a la entrada” (Mateo 27:60). Así fue sepultado el Señor.

(32) Aspectos de Interés después de la Muerte de Jesús

José tomó el cuerpo y lo envolvió en un largo lienzo de lino limpio. Lo colocó en una tumba nueva, su propia tumba que había sido tallada en la roca, luego hizo rodar una gran piedra para tapar la entrada y se fue. (Mateo 27:59-60 NTV)

Meditación
Se ha expuesto la muerte de Cristo en la cruz, que concluyó en lo natural con su sepultura al sellar la tumba con una gran piedra. Sin embargo, el cuerpo de Cristo murió y fue sepultado. No terminó el trabajo de Cristo allí o comenzó su descanso; sino de Su cuerpo. Cristo continuó trabajando, no paró… ¿es esto herejía o blasfemia? ¡No, es bíblico! Lea lo que dice la Biblia NTV: “Cristo sufrió por nuestros pecados una sola vez y para siempre. Sufrió la muerte física, pero volvió a la vida en el Espíritu y fue a predicarles a los espíritus encarcelados” (1 Pedro 3:18-19).

(33) Aspectos de Interés después de la Muerte de Jesús

Porque Cristo murió por los pecados una vez por todas. Él sufrió la muerte en su cuerpo, pero el Espíritu hizo que volviera a la vida. Por medio del Espíritu fue y predicó a los espíritus encarcelados. (1 Pedro 2:18-19 NVI)

Meditación
Observe con detenimiento: ‘Cristo murió, pero volvió a la vida y por medio del Espíritu fue y predicó a los espíritus encarcelados’. (1) La Biblia nos dice claramente que hay vida después de la muerte física; es decir, el espíritu del hombre es eterno; este y otros textos lo afirman. (2) ‘Fue’: ¿adónde? Bajó a las profundidades de la tierra al lugar que la Biblia describe como Abadón, infierno, Hades, Seol, etc. Esto nos transmite otra verdad y enseñanza: El infierno o el Hades es un lugar real; en verdad, es donde están las almas aguardando juicio en este momento.

(34) Aspectos de Interés después de la Muerte de Jesús

Por medio del Espíritu fue y predicó a los espíritus encarcelados. Resulta que murió el mendigo, y los ángeles lo llevaron para que estuviera al lado de Abraham. También murió el rico, y lo sepultaron. En el infierno, en medio de sus tormentos, el rico levantó los ojos, y vio de lejos a Abraham, y a Lázaro junto a él (en su seno). (1 Pedro 3:19; Lucas 16:22-23 NVI)

Meditación
(3) Fue y predicó a los espíritus encarcelados: Esta expresión comprende dos tipos de espíritus encarcelados, cuyo status cambió desde la resurrección de Cristo. Este Lugar o Hades, desde que descendió Cristo y hasta el momento de su resurrección, era también el hospedaje de los espíritus vivos para Dios; o sea, los que habían muerto con la promesa de que vendría un Redentor. Este lugar se dividía en dos: (a) Lugar de tormento, dónde estaba los espíritus en agonía; y, (b) el seno de Abraham, dónde estaba los espíritus consolados (Lucas 16:19-31).

(35) Aspectos de Interés después de la Muerte de Jesús

Y gritando (el rico), dijo: Padre Abraham, ten misericordia de mí, y envía a Lázaro para que moje la punta de su dedo en agua y refresque mi lengua, pues estoy en agonía en esta llama, pero Abraham le dijo: Hijo, recuerda que durante tu vida recibiste tus bienes, y Lázaro, igualmente males; pero ahora él es consolado aquí, y tú estás en agonía. (Lucas 16:24-25 LBLA)

Meditación
(4) Es importante saber que las personas que estaban en el seno de Abraham o lugar de consolación en el Hades, fueron al cielo después de la resurrección de Cristo. De igual manera el creyente que muere en/con Jesús, sube a su presencia. Pablo declara esta verdad, así: “Aunque sabemos que mientras vivamos en este cuerpo no estamos en el hogar celestial con el Señor. Sí, estamos plenamente confiados, y preferiríamos estar fuera del cuerpo terrenal porque entonces estaríamos en el hogar celestial con el Señor” (2 Corintios 5:6,8).

 

Sobre nosotros enabundancia

Aquí publicamos Estudios Bíblicos, Reflexiones Cristianas con el propósito de ayudar a toda la comunidad Cristiana para que juntos llevemos el mensaje de Dios a las naciones con más amplitud y efectividad el Evangelio del Reino.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*